domingo, 23 de mayo de 2010

ANGEL


Ángel de lágrimas negras, te intuyo al anochecer,
cuando los taxis abren sus ojos de gato en la noche.
En ese vello erizado en mis brazos,
en un escalofrío en mi piel.

Ángel de ojos de piedra, noto tu aliento de hielo en mi nuca,
pero no me alejo.
En tu mano la espada no puede ser cruel.
Anhelo la caricia de tus alas, quizás me lleven en pos del viento,
¡sé que no escaparé)

Ángel de seda negra, no siento temor si me abrazas,
si me llevas contigo, no gritaré.
Ángel de boca suave, negros ojos, dura piel,
me estremezco cuando me tocas.
¡Háblame de tu infierno, cuéntame como es!
¡Embáucame con tus sentidos¡
¡Haz que me olvide de mi amor por él¡

No hay comentarios:

Publicar un comentario