viernes, 25 de junio de 2010

Ojos vendados


Ojos vendados, arcos cegados,
y un universo se hace afín
a la inmensidad de lo íntimo.

La percepción se torna loca
e incierta: profunda extrañeza.

Pero amas la oscuridad, el prólogo
del posible vuelo hacia el fulgor
de tu interior palpitante, ya tibio.

Si todo es deslizar y nada es luz,
si los susurros te arrojan
a mi playa tupida de arena,
maniatada entre tinieblas
al mastil sensual de la espera.

Si tu piel se retrae cuando
le llega el roce, en el instante...

Venda de ensueños, máscara ciega
de suspendidos retornos.

Gato 23/06/2010

2 comentarios:

  1. Los ojos vendados abren una ventana al mundo interior.
    Curiosa galería de héroes y heroínas.

    ResponderEliminar
  2. Cuando cierras una puerta, siempre se abre una ventana...

    Dime la razón de tu curiosidad, acaso no sientes admiración por algunos de ellos?

    Y ya puestos... dime la de tu nick, desvela el misterio.

    ResponderEliminar